La última moda de los influencers: promocionar apuestas deportivas y productos de riesgo

Instagram y TikTok se han convertido en potentes herramientas de comunicación que están siendo utilizadas para promocionar productos de alto riesgo. Estamos hablando de apuestas deportivas,  arbitraje de criptomonedas y sistemas piramidales que prometen rentabilidades garantizadas. Decenas de influencers están publicitando este tipo de servicios sin ningún tipo de control.

Las redes sociales se están llenando de anuncios relacionados con productos financieros y de azar de altísimo riesgo y lo peor de todo es que son los propios influencers los que están amplificando dichos servicios. Perfiles de jóvenes millonarios que prometen ganar importantes sumas de dinero siguiendo a un «pronosticador» de apuestas o directamente instagramers que muestran una vida de lujo asegurando que todo ello es posible gracias al trading en bolsa o a las criptomonedas. ¿El objetivo? Conseguir que miles de seguidores depositen dinero en un broker, casa de apuestas o monedero de criptomonedas para recibir una comisión por cada alta.

Objetivo: comisión por alta

Decenas de influencers con cientos de miles de seguidores han encontrado una potente fuente de ingresos promocionando brokers y otros servicios de riesgo a cambio de una suculenta comisión. El modus operandi es sencillo, el influencer promociona un reto en el cual asegura que es posible doblar o triplicar una cantidad de dinero sin riesgo y además promete la devolución íntegra de la cuota depositada si el reto sale mal. ¿Dónde está el negocio? Básicamente el usuario deposita una cantidad de dinero y durante un mes lo mantiene bloqueado para que el influencer pueda cobrar la comisión. Transcurrido ese mes el usuario ya puede recuperar su dinero y si ha perdido algo el influencer se lo devuelve haciendo uso de parte de la comisión.

influencers

Un perfil famoso que prefiere mantenerse en el anonimato reconoce que «no es ético lo que hace pero que en ningún caso es ilegal porque cada uno es responsable de sus actos«. Reconoce que puede llegar a percibir entre 200 y 300 euros por cada usuario que deposita dinero en un broker y que en el último mes ha conseguido más de cien altas únicamente publicando historias. No resulta difícil encontrar perfiles que se dedican al mundo del humor, memes, etc y que tienen un público muy adolescente lanzando este tipo de mensajes para captar clientes.

Incluso algunos Youtubers con millones de seguidores se han apuntado a la moda de los productos financieros de riesgo y no dudan en hablar de como ganan dinero con diversas estrategias. «Chavales os tengo que enseñar algo, porque es una puta locura, llevo una semana haciendo trading aplicando una estrategia del oro que me han enseñado los chicos de….»  «Nos hemos unido a los dos mejores pronosticadores de toda España….plazas limitadas». El usuario acaba entrando en un enlace para depositar dinero o en un canal de Telegram donde ya hay miles de usuarios hablando de las bondades de determinadas estrategias para ganar dinero.

influencers

El problema de toda esta publicidad es que no está siendo controlada por las redes sociales y cada vez es más habitual ver como hay miles de adolescentes que intentan emular a sus ídolos y acaban perdiendo dinero o enganchados a servicios de dudosa reputación.

Hace prácticamente un año, Alberto Garzón, Ministro de Consumo, aseguró que tomaría medidas para frenar la publicidad de las casas de apuestas deportivas. Para ello anunció que prohibiría la publicidad de casas de apuestas a determinadas horas en radio y televisión. La realidad es que de momento poco ha cambiado y no es extraño ver como los juegos de azar invaden los medios de comunicación masiva.

La Isla de las Tentaciones convierte a sus protagonistas en embajadores de las apuestas

Prácticamente todos los concursantes de la segunda edición del reality de Mediaset han sucumbido al dinero de las apuestas deportivas. Tras su paso por la isla, los chicos han comenzado a contar en Instagram lo bien que les va con un pronosticador que tiene más de 40.000 usuarios en un canal de Telegram y no dudan en enseñar capturas de pantalla con apuestas ganadoras.

influencers

El problema fundamental es que estos nuevos famosos se dirigen principalmente a un target juvenil que es más fácil de influenciar y que es más susceptible de probar con este tipo de servicios de azar. Es evidente que Instagram debería tomar medidas para evitar este tipo de publicidad que no está regulada y que puede convertirse en un verdadero problema.

Recuerda el viejo refrán español, «nadie da duros a pesetas» y precisamente todos aquellos que aseguran que te van a ayudar a ganar mucho dinero lo único que quieren es comisionar y recibir cantidades importantes de sus anunciantes. Tú como seguidor no les importas, en ese caso no te impactarían con este tipo de productos.