Google Chrome te va a poner aún más difícil ver una URL completa

Google tiene una cruzada contra las URL. Su objetivo a largo plazo es matarlas, y actualmente ya no muestra HTTP, HTTPS o WWW en ellas, y sólo cuando hacemos doble click en la Omnibar se nos muestra la dirección completa para copiarla o modificarla. Sin embargo, ahora ha implementado un nuevo cambio que nos va a hacer más difícil copiar las URL.

Este cambio está empezando a implementarse con Chrome 85 en los canales Canary y Dev, donde Google ha añadido una serie de flags destinados a ocultar la URL completa de una página web en la barra de direcciones. El flag en concreto se llama “Omnibox UI Hide Steady-State URL Path, Query, and Ref”, y cuando lo activamos, se esconde cualquier información de la URL que estamos visitando, dejando sólo el dominio principal.

Así esconderá Chrome las URL

También hay dos flags adicionales llamados Omnibox UI Hide Steady-State URL Path, Query, and Ref on Hover y Omnibox UI Hide Steady-State URL Path, Query, and Ref on Interaction. Cada uno está diseñado para revelar la dirección completa al pasar el ratón por encima de la barra de direcciones, mientras que el otro esconderá la URL completa una vez empecemos a interactuar con la web.

Este tipo de “solución” no tiene mucho sentido, ya que lo único que hace es introducir mayor dificultad para entender en qué página estamos. Con HTTPS al menos sabemos si estamos o no en una página segura con el candado, pero al esconder el resto de la URL no sabemos en qué parte de una página estamos, ya sea un artículo, un foro, una pasarela de pago, etc.

Google dice que así navegar por la web es más seguro

El argumento de Google para esconder el resto de la URL tiene que ver con motivos de seguridad, donde afirman que las URL largas se utilizan para engañar a los usuarios haciéndoles creer que están en una web en la que en realidad no están. Con esto, una web como “290329323erwjelrwe.com/adslzonenet” que intentase hacerse pasar por ADSLZone no mostraría el contenido posterior a la barra, pero si la raíz.

Este tipo de “solución” parece demasiado drástica para un número limitado de casos, ya que lo que en su lugar hay que hacer es evitar que el usuario acceda en primer lugar a esas páginas. Y elementos como el Safe Browsing de Google permiten detectar casi en tiempo real cuando una página es de phishing y está intentando hacerse pasar por otra.

Por ello, es probable que este tipo de cambios se estén implementando para ver la respuesta de los usuarios, y es posible incluso que en el futuro decidan no implementarlo tal y como suele ocurrir con otras funciones que la compañía prueba, pero finalmente no incluye.