Dragon Ball: historia del ‘Día de Goku’ y su curioso origen

Escrito por
Curiosidades
0

Hoy es el ‘Día de Goku‘. Sí, no es broma: el protagonista del manga más famoso de todos los tiempos, Dragon Ball, también tiene un día para él mismo -si pensabais que no, es que estabais muy equivocados-. Nuestro querido Saiyan celebra hoy su particular fiesta, ¿pero por qué un 9 de mayo? ¿Se estrenó la serie o el manga tal día como hoy? La respuesta es no, y tiene más historia tras de sí de lo que parece.

Hace un par de años aproximadamente, Toei Animation, distribuidora del anime de Dragon Ball, pidió a la Asociación Japan Anniversary que se celebrara un día en honor a la serie. Este organismo vio con muy buenos ojos la petición, así que se pusieron a pensar hasta que dieron con el 9 de mayo.

En japonés, los números 5 y 9 se leen como “Go” y “Ku” respectivamente. Con este fácil juego de palabras, la Japan Anniversary había dado con la fecha idóneo: el día 9 del mes 5 (en Japón se coloca antes el mes que el día, al igual que en muchos territorios anglosajones).

La primera vez que se puso en marcha este día fue durante 2015, año en el que Dragon Ball celebraba su 30º aniversario gracias a la publicación en las páginas del semanario Shonen Jump. Además, Toei también aprovechó esta efeméride recién creada para proyectar Dragon Ball Z: La resurrección de Freezer, la última cinta de la saga hasta la fecha.

Y llegó Super

Dragon Ball está viviendo una nueva época dorada. Tras el estreno de la citada película, Toei comunicó que Dragon Ball volvería a la televisión con Super, una nueva saga ubicada cronológicamente al final de Z -se prescindía de Dragon Ball GT-. Y ha funcionado realmente bien: la nueva serie congrega cada semana a millones de espectadores en todo el mundo.

Aunque empezó con una calidad bastante dudosa y despertó críticas, tanto el manga como el anime han terminado despegando y se espera que tengamos Goku y compañía para una larga temporada. Y si no, siempre nos quedarán sus juegos y todo lo que lo rodea.

Compártelo. ¡Gracias!