Las estafas más habituales en WhatsApp y cómo evitarlas

Reportajes

WhatsApp es la aplicación de mensajería instantánea más utilizada en todo el mundo. Eso explica que las estafas de WhatsApp sean las más habituales; es una plataforma interesante para los ciberdelincuentes por la cantidad de víctimas potenciales a su alcance. Pero ¿cuáles son las estafas de WhatsApp más frecuentes? Hay algunas de ellas que, casi con toda seguridad, nos acabaremos encontrando en algún momento. Repasamos cuáles son y cómo las podemos evitar.

Las estafas de WhatsApp más habituales: cómo son y qué puedes hacer para evitar que te afecten

Espiar WhatsApp

Desgraciadamente, ‘espiar WhatsApp’ es todo un reclamo. Cada mes, miles de usuarios buscan en Google información sobre esto. Así que los ciberdelincuentes han aprovechado la oportunidad y han creado una aplicación denominada WhatsApp Spy y que, en realidad, no es más que una de las principales estafas de WhatsApp. Es una app paralela a la oficial que, aunque promete permitir espiar el WhatsApp de otros usuarios, no cumple con ello y además se dedica a tratar de robar datos y dinero a sus usuarios. Sencillamente, con enlaces a webs con malware o solicitando el número de teléfono de su víctima.

WhatsApp Gold

WhatsApp Gold, WhatsApp versión Oro

Aunque arrancó hace muchos años, y ya no tiene la misma capacidad que antes para engañar a los usuarios, la estafa de WhatsApp Gold es una de las más habituales. Nos promete funciones que la aplicación oficial no tiene, ese es su reclamo para sus potenciales víctimas. Sin embargo, no aumenta la ‘biblioteca’ de emoticonos de los usuarios ni nos ofrece el envío masivo de imágenes –entre otros-, sino que sencillamente está diseñada para conseguir nuestro número de teléfono y, de este modo, suscribirnos a un servicio de mensajes SMS premium. Al hacer esto, la estafa ya se ha completado y lo veremos en la próxima factura de nuestro teléfono.

Si no reenvías a todos tus contactos…

Las cadenas de WhatsApp no son originales de esta aplicación de mensajería instantánea. Ya las vivimos en MSN Messenger, por ejemplo, cuando nos aseguraban que el servicio cerraría nuestra cuenta si no reenviábamos un mensaje a una determinada cantidad de usuarios. Por lo general, este tipo de estafas de WhatsApp no buscan perjuicio con virus o robando información o dinero. Sencillamente son una molestia para los usuarios, una forma de generar spam, y un engaño a fin de cuentas. Nadie va a cerrar nuestra cuenta de WhatsApp si no nos mantenemos activos, aunque hay una cadena en la que nos tratan de estafar con este mensaje.

Cupones y falsos descuentos en Zara, Mercadona…

Descuentos, promociones, ofertas, cupones con ‘X’ dinero… Este tipo de estafa utiliza grandes comercios como Zara y Mercadona como reclamo. En estas estafas nos intentan engañar prometiéndonos 250 euros para gastar en Mercadona, por ejemplo, o en cualquier otro lugar, pero nos piden a cambio que rellenemos una encuesta. A fin de cuentas, se trata de un ataque de phishing en el que se suplanta la identidad de la gran superficie con la intención de robarnos datos personales, o de conseguir nuestro número de teléfono para suscribirnos a un servicio de mensajes SMS premium.

Internet gratis sin WiFi

La estafa del Internet gratis sin WiFi se aprovecha de que, como bien sabemos, muchos usuarios ‘no llegan a final de mes’ con su franquicia de datos móviles contratada con el operador. Para engañar al usuario se le envía una invitación supuestamente exclusiva, para que pueda acceder a Internet gratis sin conectase a redes WiFi. En torno a la estafa se muestran todo tipo de recomendaciones y testimonios falsos y, en realidad, lo único que hacen es suscribir al usuario a un servicio de SMS premium, o modificar su configuración DNS para un ataque de robo de datos personales.

Vuelos gratis, o noches de hotel

Es una estafa parecida a los ‘cupones de Mercadona’ y sus derivados. Al usuario se le prometen vuelos gratis, o noches de hotel sin coste, a cambio de que rellene una encuesta. La mecánica es la misma y, una vez más, la única finalidad de este tipo de formularios está en robar información personal a los usuarios. Aunque no siempre es así, en la mayoría de los casos se aprovecha su número de teléfono para suscribir a la víctima a un servicio de mensajes de tipo SMS premium con un importante sobrecoste en la factura habitual de los servicios de telefonía móvil.

Oportunidad de empleo

Otra parecida: si quieres conseguir trabajo de una forma sencilla, solo tienes que rellenar un formulario. En esta ocasión, la mecánica se repite pero el engaño es diferente. También parte sobre la base de un ataque de phishing, haciendo creer a la víctima que está ante la página web de una importante empresa como, por ejemplo, Mercadona. En este tipo de engaños nos prometen acceso fácil y rápido a una oportunidad laboral y, en realidad, únicamente quieren robar nuestros datos personales.

¿Por qué son tan habituales las estafas a través de WhatsApp?

Las estafas, los engaños y los timos de WhatsApp son cada vez más frecuentes y habituales. Y cómo no, van evolucionando poco a poco y ‘disfrazándose’ de diversas formas. Al fin y al cabo, todas estas formas de estafas se pueden agrupar en varios tipos, aunque los detalles y las particularidades de cada una las diferencian del resto. El motivo por el que WhatsApp es un foco tan importante para las estafas a través de Internet está en algo tan sencillo como que se trata de la aplicación de mensajería instantánea con mayor cantidad de usuarios en todo el mundo.

Esto, el hecho de que cuente con tal cantidad de usuarios, hace que las estafas de WhatsApp tengan una mayor probabilidad de éxito. Además, los estafadores y ciberdelincuentes escogen las redes sociales y las aplicaciones de mensajería instantánea por la posibilidad de conseguir que sus engaños se vuelvan virales. Es relativamente sencillo conseguir que sean los propios usuarios los que difundan las estafas y, por tanto, aumenten su alcance de una forma ‘natural’.

¿Qué hace WhatsApp para evitar las estafas, o que estos timos de WhatsApp lleguen a más potenciales víctimas?

Desde la compañía de Mark Zuckerberg son perfectamente conscientes de que su servicio de mensajería instantánea, WhatsApp, es utilizado por algunos de sus usuarios para difundir estafas, engaños y timos de todo tipo. Y también malware y otras formas de virus, claro. Y la aplicación de mensajería instantánea, afortunadamente, cuenta con un sistema de protección para los usuarios basado en varios puntos: podemos bloquear a otros contactos, y también podemos denunciar a los mismos para que el equipo humano de soporte técnico de la app tenga constancia de las quejas y, si corresponde, actúe en contra de una cuenta.

De hecho, hay una serie de pautas que hay que cumplir en el uso de la aplicación si no queremos que se nos aplique un baneo de WhatsApp. Más allá de esto, recientemente se introdujo un sistema que notifica a los usuarios cuando un mensaje ha sido reenviado. Se informa, y se limita la cantidad de veces que un mensaje se puede reenviar a otros contactos. De este modo los usuarios pueden estar prevenidos, y el alcance potencial de las estafas se reduce de forma significativa tratando de evitar que se vuelvan virales.

¿Cómo pueden actuar los usuarios si detectan que han recibido una estafa a través de WhatsApp?

Los usuarios de WhatsApp deberían tener especial cuidado con formar parte de la difusión de mensajes problemáticos. Es esencial evitar la difusión de información no contrastada, y este es el primer paso para evitar que las estafas se difundan sin límite. Por otro lado, deberían tener en cuenta el origen del mensaje –su emisor-, y revisar si existiera un indicador de que el mensaje es reenviado, y no es original de su remitente. Más allá de eso, esto es lo que podemos hacer si detectamos que hemos recibido una estafa.

  • Avisar al contacto que nos ha enviado el mensaje, si es de nuestra confianza, de que se trata de una estafa, y tratar de evitar que siga difundiendo el mensaje. Es conveniente que avise a quienes ya les haya enviado el mensaje con la estafa.
  • Borrar la conversación o el mensaje en cuestión, en el que está la estafa, y especialmente si se trata de una estafa con una dirección URL que nos redirige a otra página web, por ejemplo, con virus u otra forma de malware.
  • No ofrecer datos personales bajo ningún concepto, ni información bancaria.
  • Bloquear al emisor del mensaje si se trata de una persona desconocida.
  • Reportar contacto.

Cómo reportar un contacto de WhatsApp, si se dedica únicamente a distribuir estafas

Si no conoces el número de teléfono, entonces la estafa es probable que no haya llegado hasta ti por un error humano sino porque ese número está dedicándose a distribuirla de forma masiva. En ese caso, y en otros parecidos, quizá lo mejor que puedas hacer es utilizar las herramientas de seguridad que te ofrece la aplicación de mensajería instantánea como, por ejemplo, reportar el contacto. La forma de hacerlo es sencilla:

Dentro de cualquier conversación, pulsa sobre el nombre del contacto para que se abra la página de perfil del usuario en cuestión. Desplázate hacia la parte inferior hasta encontrar la opción ‘Reportar contacto’ y, de nuevo, pulsa sobre la opción ‘Reportar’. En este punto, si así lo deseas, tienes la opción de pulsar sobre ‘Reportar y bloquear’. De este modo no solo alertarás a WhatsApp del problema que supone este usuario, sino que además impedirás que te pueda enviar más mensajes a través de la aplicación de mensajería instantánea.

Escrito por Carlos González

Fuente > ADSLZone