La Policía asegura que hay webs de enlaces en España que ganan 360.000 euros al año

"Los Robin Hood de la piratería digital". Así denomina la Brigada de Investigación de Delitos Tecnológicos (BIT) de la UDEF-Central de la Policía Nacional a los administradores de webs de enlaces a series y películas, de quienes asegura que pueden ganar hasta 360.000 euros al año.

"Toman esto como un negocio ilícito y se lucran económicamente facilitando las descargas y poniéndolas a disposición de los usuarios". Con estas palabras define el inspector jefe de la citada brigada de la Policía Nacional, José Rodríguez, a las páginas de enlaces más importantes de la Red en España. Desde las autoridades se advierte de las importantes sumas de dinero que estas páginas web consiguen recaudar gracias a sus fuentes de financianción, "principalmente a través de la publicidad".

En concreto, Rodríguez afirma que "hay administradores de páginas cuyos beneficios, según hemos podido acreditar en nuestras investigaciones, pueden estar entre los 20.000 y los 30.000 euros mensuales", en información recogida por Europa Press. Estas cantidades les permiten despreocuparse a la hroa de asumir responsabilidades, puesto que este tipo de páginas web por ahora conllevan un delito de una responsabilidad poco elevada.

El inspector jefe de la Policía Nacional destaca que estos portales "están ganando terreno a la piratería física, donde el usuario tiene que pagar un importe económico al mantero, aunque sea bajo". Rodríguez considera que a diferencia de la venta de copias de CD o DVD, lo que permiten estas páginas web con ingentes ingresos es que cualquier usuario pueda descargar contenidos o visualizarlos de forma directa en streaming "sin coste adicional por el acceso".

El Gobierno quiere endurecer la persecución contra estas webs

Las declaraciones por parte del miembro de la Policía Nacional coinciden con la filtración del borrador sobre la reforma que pretende impulsar supuestamente el Gobierno para endurecer las medidas legales para perseguir a este tipo de páginas web. La actual Ley Sinde-Wert es la herramienta elegida por el Ejecutivo para hacer frente a estas páginas, dejando en un segundo plano a los jueces. Sin embargo, la norma se ha convertido en un sonoro fracaso dada su ineficacia contra este tipo de portales.