El fundador de Megaupload estaba armado y amenazó con matar a la policía el día de su detención

El fundador de MagaUpload no deja de ser noticia respecto al día de su detención. Ahora, según se ha podido conocer en una vista de tres días que se está celebrando en Auckland -y que termina mañana- el propietario del servicio más conocido y utilizado durante mucho tiempo, estaba armado y lanzó amenazas de muerte a los policías que asaltaron su casa de Nueva Zelanda en el pasado mes de enero.

Según la agencia Efe de Sidney, esto se ha conocido cuando el abogado de Kim “Dotcom” interrogó al sargento de la policía que lideró el asalto a su mansión, ya que se pretendía que se explicaran si eran necesarias las medidas antiterroristas que se emplearon en la acción para detener al excéntrico rico alemán. La verdad es que se antojan excesivas las medidas tomadas, ya que casi era un ejército policial el que se utilizó en el asalto.

El sargento confirma la actitud agresiva de Dotcom

El sargento interrogado en la vista, rellenó con anterioridad a sus declaración un cuestionario, en el que indicó que "sí" respecto a las preguntas de si Kim "Dotcom" estaba armado con una escopeta al entrar en su domicilio, mostraba signos de violencia y, además, profería constantes amenazas de muerte contra los policías. Y, debido a su historial agresivo del magnate, la gran pericia de su guardaespaldas y las posibles destrucciones de pruebas, se decidió que lo mejora era emplear tácticas antiterroristas. Es dudoso que se justifiquen estas medidas contra dos personas, por muy diestros que sean.

Las dudas respecto al comportamiento de la policía son cada vez mayores, ya que Kim "Dotcom" los acusó el pasado martes de empleo excesivo de violencia, al darla "patadas  y puñetazos" en su detención, afirmaciones que por ahora no han sido negadas. De todas formas, si tienes una escopeta en la mano y amenazas… es algo que puede pasar.

Pérdidas millonarias, según EEUU

Por ahora el juicio contra el rico y el cierre de MegaUpload sigue su curso en Nueva Zelanda y la extradición a EEUU, que ya está pedida al acusarlo de piratería informática y lavado de dinero, está pendiente de resolución. Según el FBI, Kim "Dotcom" podría ser el causante de unas pérdidas de 500 millones de dólares a la industria del cine y la música.