Yoigo acusa a Movistar y Orange de jugar sucio para retener a sus clientes

La entrada en vigor de la portabilidad en un día desde el pasado 1 de junio ha supuesto un cambio en la estrategia para retener clientes por parte de los operadores. Sin embargo, según apuntan desde Yoigo, compañías como Movistar y Orange estarían realizando ciertas maniobras para evitar que sus usuarios cambien de compañía.

El presidente de Yoigo, Johan Andsjö, ha sido uno de los primeros en acusar a sus competidores de jugar sucio tras la entrada en vigor de la nueva portabilidad exprés. Recordemos que desde el pasado 1 de junio es posible cambiar de operadro en el plazo reducido de un día, algo que se ve como una medida para aumentar la competitividad dentro del sector móvil puesto que los grandes operadores ven drásticamente reducidas sus opciones de contraofertar a los usuarios que pretenden portar su línea a otra compañía.

No obstante, la estrategia seguida por los operadores tradicionales para retener a sus usuarios no es la más limpia según asegura haber detectado Yoigo. Andsjö ha denunciado que principalmente Movistar y Orange utilizan "maniobras" de juego sucio como enviar mensajes a sus clientes para informarles que tienen penalizaciones si se cambian de compañía, algo inexistente según el presidente de Yoigo.

Amenaza con denunciar ante la CMT

Otra estrategia que estarían poniendo en práctica pasaría por obstaculizar el proceso diciendo al usuario que tiene que llamar a algún número de teléfono para concluir el proceso de portabilidad. Esta situación no solo ha sido denunciada ante los medios, sino que la filial española del grupo TeliaSonera ya ha puesto en conocimiento de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) estas maniobras y amenaza con presentar una denuncia formal ante el regulador si no cesan estos mensajes que buscan dificultar el cambio de operador.

Por otro lado, el presidente de Yoigo habló del cambio en la política de subvención de terminales, de la que reniega siguiendo la línea de Movistar y Vodafone. Andsjö defendió la financiación de equipos como estrategia a seguir y alabó los buenos resultados que esto le ha permitido. Además de reducir sus gastos a la hora de subvencionar móviles, el operador ha seguido ganando clientes, lo que le ha llevado a reforzar su servicio de atención al usuario.