Microsoft, que denunció la alta tasa de piratería en España, también descarga por BitTorrent

Microsoft ha sido una de las últimas grandes compañías en señalar a España como uno de los "paraísos de la piratería". Paradójicamente, la compañía de Redmond ha sido "cazada" utilizando BitTorrent para descargar archivos con derechos de autor desde sus oficinas.

En las últimas semanas Microsoft ha mostrado su cara más beligerante con la piratería en varias ocasiones. Después de censurar los enlaces a The Pirate Bay en su programa Windows Live Messenger, no dudó en criticar la presunta alta tasa de piratería que existe en España. El gigante estadounidense afirmó que en nuestro país es frecuente el "robo de ideas" y que nada menos que el 47% de los usuarios utiliza software ilegal.

Sin embargo, gracias a la herramienta YouHaveDownloaded, se ha demostrado que incluso desde las oficinas de Microsoft se descargan contenidos protegidos con copyright a través de la red P2P BitTorrent. Torrentfreak se hace eco del último "hallazgo" de esta plataforma lanzada hace unos meses que nos permite saber desde dónde se descargan archivos en dicha red de intercambio siempre que el usuario no oculte su dirección IP. Aunque desde hace tiempo sus fundadores no actualizan la base de datos con IP que descargan material P2P, sí se ha detectado a "piratas" no señalados hasta ahora y parece que entre ellos están algunos empleados de Microsoft.

Contenidos con copyright

A pesar de su declarada posición antipiratería, Microsoft no parece prestar demasiada atención a lo que su trabajadores hacen en sus oficinas. Una vez conocidas varias IP asignadas a Microsoft y tras varios intentos el resultado ha sido positivo. Desde la oficina en Sammamish (Washington) se detectó que se habían descargado películas de reciente estreno como "La Deuda", algunas más antiguas como "Ciudad del silencio" y otra menos conocida como "Blind". Por si fuera poco, en la lista no falta una película pornográfica como Rocco´s Psycho Love. Desde la oficina en Arlington (Virginia) también se descubrieron descargas de material protegido con derechos de autor.

No es la primera vez que se descubre a grandes corporaciones o gobiernos descargando contenidos que infringen la propiedad intelectual. Lo flagrante tanto de este caso como de otros similares como aquel que implicó al expresidente francés Nicolas Sarkozy, es su postura crítica ante las descargas en Internet. Antes de intentar barrer casas ajenas lo mejor es tener limpia la casa propia, pero parece que predicar con el ejemplo no es menester en algunas ocasiones.