Taringa se sienta en el banquillo de los acusados

Taringa se sienta en el banquillo de los acusados

Javier Sanz

Hasta seis años en la cárcel podrían estar los dueños de Taringa por permitir la descarga de obras protegidas por derechos de autor. La fiscalía les acusa de violar el artículo 72 de la ley de Propiedad Intelectual en Argentina.

Entre un mes y seis años de prisión es lo que piden las autoridades para los hermanos Matías y Hernán Botbol y Alberto Nakayama, responsables de Taringa, uno de los portales más importantes de habla hispana. La página web contiene miles de enlaces a obras protegidas pero según sostienen los responsables son los propios usuarios los que facilitan estos links. En ningún caso la página promueve o fomenta la piratería, únicamente hace de pasarela entre los usuarios y las polémicas descargas.

Según apunta RedesZone.net, el juicio es el primero de estas características que se celebra en Argentina. Los acusados tendrán una vista oral y posteriormente se conocerá la decisión de la justicia. Según los acusados, "no promueven la descarga de contenidos que se realiza en páginas extranjeras", sin embargo la fiscalía asegura que son responsables por permitir que Taringa sea un punto de encuentro de los usuarios para favorecer la distribución de enlaces.

Modelo de pago

Independientemente del juicio, el pasado mes de abril los dueños del portal confirmaron que están preparando un sitio de pago para que los usuarios puedan adquirir directamente películas, música o libros. Con más de 70 millones de usuarios únicos al mes, Taringa podría convertirse en un centro de ocio y entrenimiento con el visto bueno de la industria. De lo contrario, la justicia podría proceder al cierre de la página y es que las presiones desde Estados Unidos cada vez son más fuertes. Recordamos que el propio FBI puso a Taringa en el punto de mira cuando se produjo la intervención contra Megaupload.