Francia planea imponer un canon a los operadores. ¿Tomará ejemplo España?

Francia planea imponer un canon a los operadores. ¿Tomará ejemplo España?

Redacción

El canon a las conexiones ADSL se perfila como una de las alternativas para compensar a los artistas por el derecho a copia privada. De momento, Francia parece dispuesta a dar el primer paso en esta dirección. ¿Será una de las alternativas que maneja el Partido Popular para sustituir el canon?

Desde el pasado año hemos venido hablando de la posibilidad de gravar las conexiones ADSL como alternativo al canon digital, que grava soportes y dispositivos electrónicos. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ilegalizó esta tasa en su actual aplicación por abusiva e indiscriminada, lo que reavivó la opción de aplicar el canon a las conexiones a Internet, una posibilidad que apuntó años atrás la ministra de Cultura, Angeles González-Sinde.

En esta ocasión, como podemos leer en información recogida por XatakaON, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha planteado una opción similar en territorio galo. Su idea pasa por crear un impuesto que pagarían los operadores de banda ancha franceses para financiar la creación de un centro nacional para la música, sector teóricamente perjudicado por el intercambio de archivos y la descarga directa sin pagar los derechos de autor.

Esta medida se uniría a la polémica ley antidescargas Hadopi, presente en Francia, que persigue a los usuarios de redes P2P para amenazarles con multas y la desconexión temporal de Internet en caso de infracción de la propiedad intelectual. El propio Sarkozy acabó por reconocer que hasta ahora no había funcionado tal y como se esperaba, por lo que siguen trabajando para ofrecer alternativas a los artistas aunque sea a costa de las compañías de telecomunicaciones o de los propios usuarios.

No sería extraño que este tipo de impuesto traspasase los Pirineos para ser impuesto en España. No obstante, esta posibilidad disgusta por un lado a los usuarios, que verían encarecias unas conexiones a Internet que no son precisamente baratas, y por otro a los propios operadores. Estos traspasarían el coste de este gravamen probablemente a los precios finales y se verían obligados a tomar otras medidas, según anunciaron, como acabar penalizando el uso intensivo de las redes fijas.

Redtel, la patronal de los operadores españoles, fue muy clara en su momento. "Los que lo hacen tratan de cercenar las posibilidades de disfrute de los internautas españoles, cuando lo más adecuado sería ofrecerles una alternativa atractiva y legal a cambio. Cualquier iniciativa que intente retrasar la oferta legal en Internet está condenada al fracaso", afirmó con rotunidad. ¿Acabará viendo cómo el nuevo Gobierno les obliga a compensar a los artistas por el uso que se hace de sus redes?