Reino Unido deja en manos de un grupo de becarios la censura de sitios web porno

Un pequeño grupo de estudiantes universitarios será el encargado de decidir en Reino Unido qué sitios web pornográficos son bloqueados por defecto por parte de los operadores, de forma que millones de internautas no podrán acceder a estas páginas a menos que se lo comuniquen a su operador.

Hace algo más de una semana conocíamos el acuerdo alcanzado entre el Gobierno del país británico con los principales operadores para bloquear el acceso a las páginas web con contenido pornográfico. La excusa de esta controvertida medida pasa por "proteger a los menores frente a los contenidos de naturaleza sexual" puesto que se consideran "no apropiados" para su edad. Sin embargo, como "daño colateral" quedan los millones de adultos que también verán cortado el acceso a estos contenidos si no lo solicitan de forma expresa a su operador.

La noticia no tardó en generar polémica, puesto que hablamos de millones de usuarios, al haber sido firmado el acuerdo con los principales proveedores de banda ancha del país: BT, Sky, Talktalk y Virgin. Estas compañías representan nada menos que 17,6 millones de usuarios de los 19,2 hogares con banda ancha en Reino Unido.

Tras conocerse la decisión, ahora conocemos quiénes serán los encargados de aplicar dicha censura: un reducido grupo de entre 5 y 10 estudiantes universitarios. Así lo publica PcPro, que afirma que los operadores trabajarán con una lista negra de webs a bloquear por parte de la empresa de seguridad McAfee, que será la que contratará a estos estudiantes.

La compañía señala que "gran parte del proceso será automatizado" gracias al desarrollo de su software, pero los estudiantes tendrán que decidir en el momento que se planteen dudas sobre si incluir o no determinados sitios en un lado u otro del filtro. "Las personas tienen que decidir si se trata de pornografía dura o sólo de un sitio web erótico, lo que es algo imposible de automatizar", explican desde la empresa. Para ello se proporcionará un día de entrenamiento a estos usuarios que les permitirá evaluar los sitios y tomar una decisión sobre los mismos.

Sin duda, una nueva medida que ha causado un mayor revuelo entre los internautas británicos, puesto que muchos creen que si ya de por sí es muy controvertido que se bloqueen sitios web, más lo es que lo haga un grupo de becarios.