Google denuncia un complot de Microsoft y Apple contra Android

Google denuncia un complot de Microsoft y Apple contra Android

Redacción

El impresionante crecimiento experimentado por Android como sistema operativo móvil ha suscitado las envidias de Microsoft y Apple. Así lo considera Google, responsable de la plataforma del androide verde, que se siente atacada por estas compañías en un nuevo episodio de "guerra de patentes".

La guerra abierta en torno a las patentes en dispositivos móviles por parte de compañías como Microsoft y Apple se ve como un ataque encubierto a Google. Así lo ha afirmado David Drumond en el blog oficial del buscador, quien denuncia que sus rivales quieren que se aumente el precio de los terminales Android obligando a los fabricantes de éstos (Samsung, HTC o Motorola entre otros) a pagar por las patentes de diversas tecnologías que utilizan estos dispositivos móviles así como sus sistemas operativos y aplicaciones.

Según se apunta desde Google, la pretensión de los competidores de Android es muy clara: hacer pagar a Google por las licencias de patentes. Dado que el sistema operativo es el que más crece en todo el mundo (se calcula que al día se activan alrededor de 500.000 terminales), tendría que pagar grandes cantidades ya que, además, es un sistema libre y cualquier fabricante puede utilizarlo en sus dispositivos.

Los ejemplos más claros en esta batalla son los conocidos recientemente entre Samsung y Apple. En un primer momento la compañía de la manzana mordida demandó al fabricante coreano por imitar su diseño y diversas patentes. La firma asiática respondió con nuevas demandas contra la compañía de Cupertino. Los últimos episodios se han vivido en Estados Unidos con HTC y Australia con Samsung, donde la demanda de Apple ha hecho que peligre la venta de terminales Samsung en territorio norteamericano y que el fabricante se vea obligado a modificar su Samsung Galaxy Tab 10.1 para poder comercializarla en el país oceánico.

Google acusa así a sus competidores de convertirse en "trolls de las patentes", término que se usa para calificar a las empresas que acumulan patentes para pedir dinero a terceras partes, tras la adquisición de algunas en los últimos meses. El conflicto está servido y habrá que ver ahora si Google decide enfrentarse al resto de compañías en un litigio que podría extenderse durante muchos meses y que quizá pudiese llegar a afectar al fuerte ritmo de crecimiento que ha marcado Android en el último año.