A pesar de su dimisión, Teddy Bautista sigue moviendo los hilos de la SGAE

La dimisión de Teddy Bautista como presidente del Consejo de Dirección de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) no ha sido suficiente para apartarle por completo de la entidad a pesar de su implicación en el presunto desvío de fondos de la entidad por el que fue detenido el pasado 1 de julio.

Según leemos en ABC, la salida de Teddy Bautista ha sido por el momento un movimiento más de cara a la galería que una dimisión en toda regla. El ex presidente de la entidad de gestión de derechos de autor fue forzado por sus compañeros a tomar esta decisión pero parece que se aferrará a la poltrona hasta el último instante. El canario habría sido recolocado al frente de algunas actividades de la SGAE y, además, ha seguido acudiendo a la sede de la entidad a pesar de haber sido tramitada su baja de la Seguridad Social y la devolución de su coche oficial y tarjetas de crédito.

Aunque ya no ocupa el cargo de presidente del Consejo de Dirección de la SGAE, el citado medio asegura que Bautista pidió en el día de ayer que le fuesen comprados billetes para acudir a dos reuniones en Sevilla, para visitar el auditorio Al-Andalus y Buenos Aires. Algunos directivos respondieron ante esta petición solicitando al ex presidente que se replantease la misma al no ocupar el cargo. La respuesta de Bautista fue reunirse en su despacho con las personas más cercanas a su gestión como Caco Senante o Tomás Marco.

El resultado de esta reunión fue la emisión de un comunicado a los directivos en el que se anuncia que por "mayoría y unanimidad" se han tomado varias decisiones. Entre estas propuestas está el pedir a los empleados de la entidad que realicen "su trabajo como marca la ley" o que se asegure que los compromisos adquiridos "previamente" por Teddy Bautista (como los citados viajes) sean "atendidos correctamente".

Como era de esperar, la reacción en el seno de la entidad gestora, donde no ha sentado nada bien este comunicado, no se ha hecho esperar. "Parece que no se han enterado de la situación", explicaban fuentes cercanas a la cúpula directiva. La Comisión también ha reaccionado, consciente de la necesidad de sustituir a Miguel Satrústregui, gestor nombrado a priori pero que renunció al cargo, por otro hombre que podría ser elegido hoy.

No obstante, el nombre que más suena es el de Tomás Marco, ex cargo público tanto con el PSOE como con el PP, pero cuya afinidad con Teddy Bautista parece un hecho después de acudir a la reunión convocada por el "supuesto" ex presidente.