Los administradores de los foros sí son responsables de los comentarios de los usuarios

A pesar de la descarga de responsabilidad por parte de los administradores en los comentarios que los usuarios realizan en foros, páginas web o blogs, desde la última sentencia del Tribunal Supremo la situación ha dado un vuelco. Los responsables de los foros están obligados a revisar y eliminar los mensajes que puedan vulnerar los derechos de terceros.

El abogado Alejandro Touriño explica en su blog la nueva situación que se vive en la Red gracias a la última y polémica sentencia dictada por el Tribunal Supremo el pasado mes de febrero contra la web Alasbarricadas.org por comentarios vertidos por usuarios anónimos contra el cantante Ramoncín. A diferencia de otras sentencias dictadas como la que absolvió a la web Quejasonline.com, el titular del foro sí es señalado como responsable de los comentarios de sus usuarios "cuando la ilicitud de los mismos es patente y evidente por sí sola".

La última resolución del tribunal sólo exime a los responsables de las webs o foros en dos casos: si no tienen conocimiento efectivo de que los comentarios vertidos en su web son ilícitos o de que lesionan bienes o derechos de un tercero o bien si actúan con diligencia para retirar de forma inmediata los datos.

Una delgada y subjetiva línea con importantes consecuencias para el webmaster

Sin embargo, la nueva decisión del tribunal sitúa a los webmaster en una posición de indefensión. En muchos casos resulta complicado controlar técnicamente todos los comentarios que se vierten en una noticia como podría ser ésta y además implicaría que los responsables de la web tengan que emitir juicios de valor sobre lo que es lícito, ilícito o susceptible de dañar los derechos de terceros. De este modo, el webmaster se convierte en juez ya que se le presupone capacidad para enjuiciar la legalidad de los contenidos que aporten sus usuarios. Para más inri, si el juez cree que el responsable de la web yerra en su juicio, podría ser condenado.

La polémica sentencia no sólo se saldó con una elevada multa de 6.000 euros contra la web donde se publicaron los comentarios, sino que abre un peligroso precedente a la autocensura. Una página web o un foro no es sino un medio que sólo puede responsabilizarse de sus propios contenidos. La línea que separa lo lícito de lo ilícito es en ocasiones demasiado subjetiva y delgada. Traspasarla y acarrear con una fuerte sanción es ahora más fácil en nuestro país sin que el responsable de la web pretenda herir a terceros. ¿Qué opináis de esta nueva situación?