La CMT se opone a que los operadores destinen el 5% de sus ingresos al cine

Un informe de la Comisión de Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) remitido a la vicepresidencia primera del Gobierno, recoge que los operadores que difunden canales de televisión (por ejemplo, Telefónica con Imagenio) no deberían contribuir con el 5% de sus ingresos a la financiación del cine europeo como prevé la nueva Ley Audiovisual.

Citando la directiva europea, que no considera prestador de servicios audiovisuales a las empresas que "difunden los programas cuya responsabilidad editorial es de terceros". La CMT sostiene que "se debería suprimir la obligación de los operadores que difundan canales a contribuir a la financiación del cine europeo".

Hasta ahora, la ley obligaba a las televisiones nacionales y autonómicas que emiten películas de menos de siete años de antiguedad a destinar el 5% de sus ingresos anuales a la industria del cine. La futura Ley General Audiovisual amplía esta obligación a los operadores de telefonía que disponen de plataformas de televisión de pago. Es el caso, por ejemplo, de Imagenio de Telefónica, Jazztelia TV, Orange TV o las plataformas de televisión por cable de Ono, R, Euskaltel o Telecable.

El informe del regulador no es vinculante sin embargo critica algunos aspectos de la nueva Ley que quiere aprobar el Gobierno, por ejemplo, el 0,9% de facturación que deberán aportar los operadores a Televisión Española (RTVE) para suprimir la publicidad. La CMT considera que "no es razonable" que las empresas privadas tengan que contribuir con sus ingresos.

Relacionados:

La supresión de publicidad en TVE gravará a las telecomunicaciones e Internet