El portatil de 100 dólares se retrasa hasta después de verano

El portatil de 100 dólares se retrasa hasta después de verano

Javier Sanz

El fabricante del llamado «portátil de 100 dólares», dice que el aplazamiento se debe a ajustes en el software del equipo que está basado en GNU con núcleo Linux (derivado de la distribución Red Hat ) y un sistema de escritorio ultra-simple en el que las ventanas siempre se encuentran maximizadas. Sin embargo, el hardware de los ordenadores está listo», según ha declarado un representante Quanta, pero hay que realizar algunos ajustes de software para que el sistema funcione a la perfección, un trabajo que retrasará las entregas de ordenadores a Argentina, Brasil, Libia, Nigeria, Ruanda y Uruguay.

Este proyecto se propone facilitar el acceso de los más pequeños a la tecnología e internet. Sus impulsores temen que el coste de la compra de un ordenador sea una barrera insalvable para lograrlo, manteniendo al otro lado de la brecha digital a aquellos que por motivos económicos no conocen los beneficios de la Red y los ordenadores, y cómo estos pueden contribuir a mejorar su situación, perspectivas laborales y sus vidas.

Un grupo de empresas e instituciones académicas ha trabajado en el desarrollo de un ordenador portátil y un sistema operativo que pudiera venderse por tan sólo 100 dólares, que incluyera el cargador de batería y la conexión inalámbrica a Internet. Luego se ofertó a países en vías de desarrollo, que han realizado pedidos de cientos de miles de unidades del ordenador, llamado XO. El ordenador por si sólo no servirá de mucho si los Gobiernos no garantizan el acceso a la electricidad y a Internet, un reto igual o mayor que el del desarrollo del XO.

El portátil de 100 dólares ha sido ideado para que resista las condiciones más duras, como el agua o las situaciones de gran humedad. Tiene muy pocas partes móviles, sustituyéndose por ejemplo el disco duro tradicional por una memoria del tipo flash, mucho más estable. La carcasa exterior es también especialmente resistente.