Un nuevo malware para Android que es capaz de autoinstalarse en nuestro móvil

El malware para Android sigue creciendo y evolucionando. El sistema operativo de Google se ha convertido en centro de muchos de los ataques y su desarrollo avanza cada vez más. La última noticia alerta sobre una nueva amenaza detectada, un malware que es capaz de autoinstalarse en nuestro móvil, os contamos todos los detalles.

En datos revelados a finales de 2013, los analistas situaban a Android como el blanco favorito de muchos de los creadores de malware. La gran expansión de la plataforma de Google ha provocado que hasta un 97,5% de los ataques se dirijan a este sistema operativo. Hasta 1.300 nuevas amenazas surgen cada día, principalmente en sitios fuera del Google Play donde el control es nulo.

Por si fuera poco, las previsiones para este 2014 no son nada halagüeñas, y prevén que incluso este año será peor que el pasado. Entre 2,5 y 3 millones de archivos peligrosos podrían colarse en nuestros dispositivos. Es sin duda uno de los puntos flacos del sistema, y es uno de las principales fuentes de críticas dirigidas hacia Mountain View.

Este primer mes viene a confirmar las cábalas realizadas desde las diferentes compañías especializadas, que además refleja como el malware ha evolucionado considerablemente. La última amenaza difundida a través de la red alerta sobre la existencia de un código maligno capaz de autoinstalarse en nuestro smartphone, un modus operandi novedoso y altamente peligroso para la salud del ecosistema Android.

El malware en cuestión, conocido como OldBoot u OldBoot2 ya habría infectado a más de 350.000 terminales principalmente en China y Rusia. Con capacidad para adherirse al Kernel provocando un restablecimiento de fábrica, supone ya una amenaza para el resto de Europa, incluido España, por lo que es conveniente mantenerse alerta.

La labor que desempeña una vez se ha instalado en el dispositivo es muy similar al resto de malware de este tipo, suscribiéndonos en servicios de mensajería Premium. El modo de expansión aprovecharía ciertas aplicaciones gancho como la conocida recientemente de una linterna LED vinculada a una estafa.

Como ya os decíamos en este caso, para evitar sustos relacionados, paraos a leer detenidamente los permisos que damos al instalar cada aplicación, además, hacerlo siempre desde el Google Play o sitios de total confianza. En caso de resultar afectados, comunicarse con el operador para cancelar la suscripción inmediatamente, así como reestablecer totalmente el terminal de fábrica para eliminarlo.