LINE se actualiza mejorando la privacidad y alcanza unos beneficios de 100 millones de dólares

La aplicación de mensajería LINE ha vuelto a actualizarse y esta vez lo ha hecho mejorando algunos aspectos relacionados con la privacidad. Los responsables de la aplicación también han hecho público que este último trimestre han tenido unos beneficios de 100 millones de dólares, el doble que en el trimestre anterior. La compañía podría incluso plantearse su salida a bolsa.

LINE aspira a convertirse en el nuevo WhatsApp en algún momento, una tarea extremadamente complicada. La aplicación japonesa está cosechando buenos resultados en los últimos tiempos. Actualmente cuenta con 270 millones de usuarios en todo el mundo, siendo España uno de los países donde más ha crecido su presencia.

La firma ha informado de los resultados económicos del tercer trimestre del año, donde los beneficios se han situado en 100 millones de dólares y los ingresos totales han crecido hasta los 15.600 millones de dólares, doblando las cifras obtenidos en los meses anteriores. La buena marcha de la compañía hace que se plantee una eventual salida a bolsa para 2014.

Su jefe de marketing y ventas, Jun Masuda, ha afirmado que es una posibilidad que se está barajando muy seriamente. Además, vista la experiencia de Twitter, los responsables de LINE abren la puerta totalmente a la salida a bolsa. Recordemos que la popular red social obtuvo unos maravillosos resultados en su primer día cotizando en la bolsa.

Actualización mejorando la privacidad

LINE se ha actualizado a la versión 3.9.2 en iOS y 3.9.3 en Android para poder gestionar y controlar mejor la privacidad. A partir de ahora, será posible decidir si queremos que los desconocidos nos puedan contactar. Para ello, accederemos a la opción Más > Configuración > Privacidad y marcaremos Rechazar mensajes.

Salto a nuevas plataformas

Desde hace algunas semanas, LINE está disponible para todos los modelos de la gama Nokia Lumia y próximamente llegará a la gama baja Nokia Asha. Para LINE es crucial el hecho de estar disponible en las máximas plataformas posibles para ser considerado como una opción de comunicación por los usuarios.