Vodafone se recupera en el móvil. En agosto perdió tres veces menos líneas que hace un año

Los últimos datos de portabilidad móvil muestran síntomas de recuperación en Vodafone. El segundo operador del mercado perdió 37.200 líneas en favor de otras compañías, lo que supone un cambio en la tendencia en los últimos meses. Además, un año atrás perdía el triple de usuarios.

Aunque aún no tiene motivos para la alegría pues no logra tener un balance positivo, Vodafone respiró durante el pasado mes de agosto después de frenar la importante pérdida de clientes que había tenido a lo largo del año. Alrededor de medio millón de usuarios decidieron pasarse a otra compañía en la primera mitad de 2013, una cifra a destacar y que el operador no quería repetir en la segundo semestre.

Los resultados de agosto muestran una mejora que vendría marcada por las últimas medidas llevadas a cabo por la compañía. La más importante fue su apuesta por la conectividad móvil de alta velocidad 4G, siendo el primero de los grandes operadores en ofrecerla además de forma gratuita (previamente había anunciado que sería de pago). A esto hay que unir otro servicio que ha sido fundamental en el último año como las tarifas RED y Base y la ausencia de permanencia para los clientes que no opten por móviles subvencionados. En este sentido, a finales de julio lanzó la Gama 0 para ofrecer smartphones por 0 euros.

Orange y Movistar, la cara y la cruz

Menos razones para sonreír tiene Movistar. El operador histórico volvió a ser el gran derrotado en la batalla por la portabilidad y en el último mes de agosto superó las 103.000 líneas perdidas, una cifra que muestra cómo no consigue detener su particular sangría a pesar de destacar la buena acogida de su oferta Fusión. A diferencia de lo que sucedía tiempo atrás, la banda ancha fija gracias a su despliegue de fibra óptica se ha convertido en su gran pilar.

Entre los grandes operadores destaca el progreso positivo de Orange. La compañía naranja sigue sumando clientes de cara a intentar cerrar el año con un balance positivo en portabilidad superior al millón de clientes. En agosto sumó 19.000 nuevas líneas de móvil, cifra que le situó solo por detrás de Jazztel y Ono en portabilidad.