El Samsung Galaxy Note 3 será el primero con pantalla OLED flexible

El Samsung Galaxy Note 3 será el primero con pantalla OLED flexible

Claudio Valero

Nueva información asegura que el Samsung Galaxy Note 3 será el primer dispositivo en contar con una pantalla OLED flexible de plástico. Durante mucho tiempo se ha estado especulando con la posibilidad y parece que finalmente puede hacerse realidad. Las principales ventajas de estas pantallas pasan por su finura, su ligereza y su resistencia.

Desde TabletZona nos dan más detalles sobre la posible pantalla flexible del Samsung Galaxy Note 3, que se convertiría en el primer dispositivo en montarla. La información ha sido filtrada por el prestigioso portal Sam Mobile, aunque proviene de la OLED Association, que ha tenido acceso a las características de esta tecnología.

La nueva pantalla desarrollada por Samsung está compuesta por una matriz activa de LTPS y un panel OLED con patrón RGB. Destaca, ya que es imposible de quebrar, además de permitir dispositivos más ligeros y delgados. En la siguiente imagen podemos ver una gráfica comparativa sobre el grosor y peso exacto de las pantallas, además de su composición.

LCD vs OLED vs OLED Plastico

La pantalla OLED de plástico tiene un grosor de solo 0.5 milímetros, es decir, es tres veces más fina que una OLED normal y casi siete veces más que una LCD convencional. El peso también es considerablemente inferior que en el resto de pantallas. El grosor y peso de esta pantalla OLED de plástico ayudarán a reducir las dimensiones finales del dispositivo.

La última información disponible apunta a que esta será la pantalla del nuevo Note 3, que se presentará en el mes de septiembre en la feria IFA de Berlín. En la siguiente tabla se puede ver una comparativa del nuevo Samsung Galaxy Note 3 contra el modelo que está actualmente en el mercado, el Samsung Galaxy Note 2.

Note2 vs Note3

El grosor total no superará los 8 milímetros y la pantalla no será inferior a 5,9 pulgadas, aunque podría superar sin problemas las 6 pulgadas. ¿Qué os parece que Samsung apueste por este tipo de pantalla en su nuevo Galaxy Note 3?