Amazon quiere lanzar una tableta sin procesador ni batería

Amazon quiere lanzar una tableta sin procesador ni batería

Redacción

Amazon quiere ser referente en la evolución del mercado de las tabletas. La compañía ha patentado un llamativo sistema que podría implementar en un futuro y que permitiría crear tabletas que únicamente integrasen la pantalla, quedando conectadas de forma inalámbrica al procesador y a su fuente de alimentación.

Jeff Bezos, CEO de Amazon, y Gregory Hart han patentado un novedoso sistema de «pantallas remotas» que podría ser el futuro de las tabletas y los e-readers de aquí a unos años. Como leemos en ArsTechnica, el sistema dividiría la actual composición de estos dispositivos ya que el procesador y la batería estarían integrados en un dispositivo por un lado y la pantalla por otro. Ambos se conectarían de forma inalámbrica.

Con esta patente las tabletas podrían ser delgadas y ligeras al máximo, lo que es visto como sus creadores como uno de los puntos negativos a solucionar en los equipos de hoy en día. «La capacidad para seguir reduciendo el factor de la forma es algo muy limitado por ahora porque se incluyen estos componentes que limitan el tamaño mínimo y el peso de los dispositivos», explican sus desarrolladores. «A pesar de que el tamaño de la batería se reduce de forma constante, esto conlleva una menor funcionalidad que a menudo es insuficiente para muchos usuarios», señalan.

Con el fin de ejemplificar un uso concreto se señala a un campus universitario que contaría con una serie de estaciones primarias en su terreno y que generarían una red a la que se conectarían los estudiantes a través de sus pantallas portátiles. Una utilización que años atrás sonaba a ciencia-ficción pero que vista la evolución tecnológica no se puede descartar a largo plazo.

http://www.adslzone.net/content/uploads/2013/03/bezos.png

Otros usos potenciales de la patente

La patente parece muy atractiva y presenta otros potenciales usos para estas pantallas remotas que resultan de lo más curioso. Por ejemplo, una cámara o un sensor podría detectar cuando una mano pasa por encima de la pantalla y cambiar de página en la lectura. Igualmente, un sensor táctil podría detectar cuándo es un niño quien está portando una de estas pantallas mediante la longitud o la anchura de sus dedos de forma que se pueda desactivar la compra de contenidos online o el acceso a lo que se considere «contenido para adultos».

En cualquier caso, habrá que espera mucho para encontrarnos con un Kindle Fire que integre esta tecnología. Transferir energía y datos de forma inalámbrica a pantallas como se pretende con este sistema es algo inviable a día de hoy. No obstante, da una interesante idea de cómo podrían evolucionar este tipo de dispositivos en un futuro. ¿Será éste el camino que seguirá la industria si se llegan a desarrollar tecnologías de este tipo?