Un padre paga a su hija por dejar de utilizar Facebook

Un padre paga a su hija por dejar de utilizar Facebook

Claudio Valero

Un ejecutivo de una empresa energética de Boston ha firmado un contrato con su hija para que ésta deje de utilizar la red social Facebook. En el contrato figura un pago de 200 dólares a cambio de estar 5 meses sin conectarse, además si aguanta hasta junio recibirá 150 dólares más. Existe un creciente debate sobre la relación entre padres e hijos y las redes sociales.

La noticia de la firma de este contrato fue publicada por cNet en su web. En la noticia podemos ver una captura del contrato firmado entre Paul Baier, vicepresidente de una compañía eléctrica de Massachusetts, y su hija de 14 años, Rachel Baier. El contrato surge de la preocupación del padre por las notas de su hija y por su rendimiento escolar en general. Paul Baier cree que la red social Facebook es una pérdida de tiempo y tras mucho deliberar, pensó que ésta era la mejor solución.

El contrato indica que Paul Baier se compromete a entregar a su hija Rachel un total de 200 dólares a cambio de tener acceso a su cuenta de Facebook para cambiar la contraseña y desactivar la cuenta. El pago se hará en dos veces, para evitar las trampas. El primer pago será de 50 dólares y los 150 dólares restantes se entregarán a la finalización del contrato. Paul Baier no ha dudado en colgar una copia del contrato firmado en su blog personal.

El padre explica que lo del contrato fue idea suya. Su hija quería ganar dinero y se dio cuenta de que Facebook era una pérdida de tiempo para ella. De todas formas, sabe que es algo temporal y que su hija planea volver a utilizar la red social al acabar el contrato.

Existen dos vertientes de opinión en relación a este asunto. Unos sostienen que la iniciativa llevada a cabo por el padre es censurable y piensan que así compra a su hija. Otros aplauden la decisión tomada para evitar que su hija pierda el tiempo en la red pero advierten que puede que siga conectándose a Facebook utilizando otra cuenta.

Lanzábamos el debate el pasado lunes preguntándonos si aceptarías a tus padres en Facebook. Y ahora nos gustaría conocer vuestra opinión sobre el contrato firmado entre un padre y una hija para evitar que ésta “pierda el tiempo” en Facebook.