Movistar subirá la cuota de línea en abril pero seguirá siendo la más barata

Movistar subirá la cuota de línea en abril pero seguirá siendo la más barata

Claudio Valero

Movistar, el operador líder de nuestro país, subirá el precio de la cuota de línea que permanencia inalterado desde el año 2008. La subida hará que pase de los 13,97 euros actuales a 14,38 euros, lo que representa una aumento del 2,9% equivalente al IPC de 2012. El resto de operadoras lo tienen fijado alrededor de 15 euros.

En Europapress podemos leer más acerca de la subida planeada por Movistar para el año 2013.  La cuota de línea estaba fijada en 13,97 euros desde 2008 y permanecía igual desde ese año. La subida afectará a un 15% de los clientes de la operadora, ya que el 85% restante dispone de tarifas con la cuota de línea incluida, como es el caso de Movistar Fusión, Planazos o Tarifa Plana Hogar. Estas modalidades no sufrirán cambios en la cuota de línea.

La media europea está situada en 15,26 euros, por lo que pese a la subida del próximo 1 de abril, la cuota española seguirá por debajo. También se encuentra por debajo de la cuota de línea del resto de operadores, que está situada en 15 euros. Recordemos que estos operadores tienen libertad para cobrar y fijar la cuota a voluntad.

La factura de un cliente sin tarifa plana ni módulos de ahorro, que está rondando los 20 euros al mes, siendo 14 de cuota y 6 de llamadas, se verá incrementada en unos 60 céntimos al mes. Según datos generales, el 90% de los minutos de llamadas desde el fijo están sujetos a tarifas planas, por lo que la subida solo repercutirá a 1 de cada 10 minutos tarificados.

La CMT (Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones) aprobó a finales de 2012 la resolución que permite a Movistar fijar la cuota de línea. Entre los años 2013 y 2016 podrá aumentarla hasta el IPC como máximo. Los reguladores de la CMT esperan que la próxima revisión de precios llegue antes de estas fechas, pero creen que de esta forma se salvaguarda la cuota de línea.

La cuota de línea era el único precio minorista que continuaba estableciéndose por parte de la CMT y fue precisamente este órgano quien impulsó la nueva resolución. Después de un análisis del mercado minorista de acceso a la telefonía móvil, se concluyó que la situación competitiva había mejorado sustancialmente, gracias en parte, a los servicios empaquetados.