Telefónica participará junto a Orange en el nuevo cable submarino de Google

Los cables submarinos pueblan los lechos marinos y conectan entre sí países o continentes. Su importancia es capital debido a que gran parte de estos cables transportan el 99,5% del tráfico transoceánico de todo el mundo. Además, la creciente necesidad de conexión hace necesario contar con nuevas vías y redes de más capacidad para el acceso a servicios conectados. Uno de los cables que llegará en este 2020 es Dunant de Google. Ya conocíamos la participación de Orange, pero ahora se ha sumado Telxius (Telefónica) al proyecto.

Las grandes empresas tecnológicas han empezado a mostrar un gran interés por los cables submarinos. De hecho, gigantes como Google están involucrados en una buena cantidad de los nuevos cables desplegados. Otro de los gigantes de la tecnología involucrados es Facebook, aunque no nos podemos olvidar de Microsoft. Todos ellos han participado o están participando en nuevos proyectos.

Sin embargo, parece que siempre es necesario contar con el apoyo de una operadora o empresa de telecomunicaciones e infraestructuras, además de otro capital privado en ocasiones. Hemos visto a Facebook y Microsoft colaborar con Telxius, la empresa de infraestructuras de telecomunicaciones del Grupo Telefónica, y a Google hacer lo propio con Orange.

Telefónica y Orange en el cable submarino Dunant

Precisamente, en ese cable que colaboran Orange y Google entrará Telxius. Según se dio a conocer a lo largo del día de ayer, Orange ha firmado un acuerdo con Telxius, la empresa de infraestructuras de telecomunicaciones del Grupo Telefónica, para colaborar en Europa y en los Estados Unidos en extensiones terrestres para el cable Dunant, un proyecto de Google.

cables submarinos

En la nota de prensa de presentación del acuerdo ponen en valor la ruta de red transatlántica, una de las de mayor tráfico del mundo. Gracias a este nuevo cable de Google se podrá canalizar el enorme crecimiento de las necesidades de datos y contenidos entre Europa y los Estados Unidos. Recordemos que el cable submarino tiene 6.600 km de longitud, que conectará Estados Unidos con la costa atlántica francesa y que está previsto que entre en servicio a finales de 2020.

Básicamente, el acuerdo incluye conexiones terrestres desde la estación de amarre de cable de Saint-Hilaire-de-Riez (Vendée, Francia), Orange permitirá la conexión terrestre de Telxius hasta París, mientras que Telxius conectará Orange con Ashburn desde Virginia Beach. Con ello, ambas compañías podrán proporcionar servicios de capacidad de multiterabits por segundo en esta ruta entre Europa y Estados Unidos, además de reforzar las posiciones respectivas de Orange y Telxius para impulsar el desarrollo de nuevos usos digitales para sus clientes internacionales en Europa y América.