El número de dispositivos con Windows 10 crecerá mucho más rápido en breve por estas razones

Cuando inicialmente se lanzó Windows 10 en el verano de 2015, Microsoft tenía planeado alcanzar los 1.000 millones de dispositivos basados en esa versión en concreto del sistema operativo en un breve espacio de tiempo, algo que como se ha podido comprobar, no se ha convertido en una realidad, ni mucho menos.

Y es que con lo que no contaba la firma por aquel entonces, era con que su peor «enemigo» lo iba a encontrar precisamente en su propia casa, nos referimos a Windows 7, versión del sistema que hasta hace pocos meses seguía siendo el que mayor penetración de mercado tenía. Sin embargo poco a poco esa cifra ha ido disminuyendo en favor de Windows 10, aunque también es cierto que lo ha hecho a un ritmo mucho menor de lo esperado, al menos para los de Redmond.

Pues bien, en estos momentos el número de dispositivos basados en Windows 10 acaba de alcanzar los 825 millones de dispositivos, y aunque aún no haya llegado a esperada cifra de los 1.000 millones de equipos, se espera que esto llegue en los meses venideros por varias razones. Decir que a pesar de que la firma ha tardado casi cuatro años en alcanzar esta cifra, evolución que ha sido significativamente más lenta de lo esperado en un principio, al mismo tiempo los de Redmond tienen muchas esperanzas puestas en que el crecimiento sea mucho más fluido a partir de estos instantes.

windows 10 may 2019 update

Por un lado cabe destacar que en cualquier momento nos podemos encontrar con que el gigante del software lance la primera gran actualización de este año, la May 2019 Update, versión con la que se pretende solventar lo sucedido con la polémica October 2018 Update, de ahí el retaso que su lanzamiento oficial ha sufrido, ya que la firma quiere dar mucha más importancia a la fiabilidad y estabilidad de Windows 10, que hasta la fecha. De hecho, como ya os comentamos hace solo unos días, la 19H2 de este otoño será más un Service Pack del sistema que una actualización de características, lo que apunta más hacia esta nueva postura.

Windows 10 probablemente crecerá a un ritmo mucho mayor a partir de ahora

Decir que en estos momentos la April 2018 Update es la versión más usada, por lo que Microsoft espera que la nueva May 2019 llame en masa a los usuarios de esta versión del sistema, como a aquellos que aún siguen usando sistemas Windows más antiguos como Windows 7, 8.1, o incluso XP, que aún los hay.

Hay que destacar que en base a los movimientos que recientemente se están llevando a cabo tanto en la 19H1 que está a punto de ver la luz, como con la 19H2 que se lanzará el próximo otoño, el gigante del software busca, entre otras cosas, volver a ganarse la confianza de los indecisos que siguen haciendo uso de Windows 7 o Windows 8.1 y no se atreven, o sencillamente no quieren, migrar a Windows 10.

Windows 10 Windows 7

A esto hay que sumarle otro apartado, y es que a pesar de que las cifras de penetración de mercado de Windows 7 siguen siendo en pleno 2019 muy elevadas, el próximo mes de enero de 2020 ese sistema operativo dejará de recibir soporte oficial por parte de Microsoft, al menos de manera gratuita. Es por ello que la mayoría de los usuarios que continúen usando Windows 7 quedarán muy expuestos ante posibles ataques de terceros que ya no podrán ser parcheados por los de Redmond, algo que seguro querrán aprovechar los ciberdelicuentes debido precisamente por eso, por su elevado uso.

Por tanto esto es algo que probablemente sirva también como aliciente a una posible migración a Windows 10, de ahí y por lo comentado anteriormente, que Microsoft tenga la esperanza de que su más reciente sistema operativo siga creciendo pero a un ritmo mucho más rápido en breve hasta alcanzar los míticos 1.000 millones, aunque posiblemente no pararán ahí.