Samsung Galaxy A8s: el primer móvil con cámara incluida en la pantalla ya es oficial

2019 ofrecerá una nueva moda: cámaras incrustadas dentro de la pantalla. Compañías como Samsung y Huawei van a optar por esta alternativa al notch para aprovechar al máximo el frontal de la pantalla, pero Samsung se ha adelantado en presentar el primer móvil con esta curiosa característica: el Samsung Galaxy A8s.

Samsung Galaxy A8s: el agujero para la cámara frontal en la pantalla se confirma

Samsung desvelará hoy este móvil, pero ya se han publicados fotos oficiales y todas las especificaciones técnicas con las que contará este terminal. La pantalla, con un aprovechamiento del 91,56% del frontal, ha sido rebautizada como “Infinity-O” como guiño al agujero que tiene en la parte superior izquierda para la cámara frontal. Este agujero tiene un diámetro de 6,7 mm, con la ventaja de no tener un notch en medio de la pantalla y tener más espacio para las notificaciones. Además, no molesta a la hora de ver vídeos en 16:9 gracias a la relación de aspecto alargada que tiene.

samsung galaxy a8s

La pantalla del A8s es AMOLED y tiene 6,4 pulgadas, con una resolución de 2340 x 1080 píxeles (Full HD+ con ratio 19,5:9). El procesador es un Snapdragon 710 de 10 nm, el nuevo procesador de gama media diseñado por Qualcomm con características de gama alta, con dos núcleos a 2,2 GHz y otros seis a 1,7 GHz, acompañados de una GPU Adreno 616. A nivel de memoria RAM podemos elegir entre 6 y 8 GB, acompañados de 128 GB de memoria interna.

La cámara frontal cuenta con 24 MP y una apertura f/2.0 con soporte para reconocimiento facial. En la trasera encontramos una principal de 24 MP con apertura f/1.7. La segunda cámara es de 10 MP f/2.4 con zoom óptico x2, mientras que la tercera es de 5 MP f/2.2 para hacer desenfoque y capturar información de profundidad.

Sin jack de 3,5 mm

El lector de huellas sigue estando en la parte trasera, mientras que el S10 lo estrenará debajo de la pantalla según las filtraciones. Las dimensiones del móvil son de 158,4 x 74,9 x 7,4 mm, con un peso de 173 gramos. Cuenta con Bluetooth 5.0, USB C, NFC y WiFi AC. La batería es de 3.400 mAh, con carga rápida. Cuenta con Dual SIM, y trae Android 8.1 Oreo de serie. No tiene jack de 3,5 mm, algo novedoso en terminales de Samsung, y que indican que la compañía podría lanzar más terminales en 2019 sin este conector.

Sobre el precio no se ha desvelado ningún detalle, pero se conocerá el 20 de diciembre.

Samsung se ha convertido así en la primera compañía en presentar un móvil con estas características. El siguiente que está en el horizonte es el Honor View 20, que se presentará en París el 22 de enero, y que además contará también con un sensor IMX586 de Sony de 48 MP en la parte trasera, siendo esa alta resolución también una nueva moda que vamos a ver en 2019.