YouTube se rinde: sus producciones originales también serán gratis

Televisión

YouTube lleva algún tiempo tratando de que los usuarios paguen por sus contenidos originales. Y si por algún motivo tiene éxito la plataforma de vídeo en streaming –entre otras cosas- es por su modelo ‘freemium’ con anuncios de vídeo saltables. Y ahora parece que se han dado cuenta de ello y, según informan desde Hollywood Reporter, actuarán en consecuencia: todo su contenido, gratis para todos a partir del próximo año, aunque manteniendo las opciones de pago para la música.

En España no, pero en Estados Unidos la compañía de Mountain View sí que ha estado haciendo algunos contenidos originales. Producciones propias al estilo de Netflix, aunque sirviéndose –en algunos casos- de sus creadores de contenido. Cobra Kai es un spin-off de Karate Kid, por ejemplo, y es uno de sus contenidos exclusivos; igual que lo es Step Up: High Water, una de las varias películas de esta serie de baile. Si quieres verlo, ahora mismo no hay más opción que hacerse suscriptor de YouTube Premium. Sin embargo, como avanzábamos, YouTube parece que ha desistido en este intento y ofrecerá sus contenidos originales gratis desde el próximo año 2019.

A YouTube no le funciona la estrategia de Netflix, sus contenidos originales serán gratis desde 2019

Netflix se basa en exclusiva en el modelo de suscripción, y puede defenderlo frente a las alternativas con sus contenidos originales y exclusivos. Sin embargo, a la compañía de Mountain View parece que este intento no le ha salido bien. También es cierto que, según la información que tenemos, YouTube tiene un presupuesto de algunos cientos de millones de dólares para la creación de producciones propias, mientras que Netflix y Amazon destinan a esto mismo varios miles de millones de dólares. Los resultados están a la vista de todos, y las suscripciones no le están funcionando a YouTube.

Hace algunos días pudimos saber que YouTube había empezado a ofrecer películas gratis aunque, evidentemente, sacándoles partido a través de los anuncios de vídeo. Y ahora, tratando de alcanzar un público más amplio, harán exactamente lo mismo con sus producciones propias, sirviéndolas de forma gratuita y ‘rascando’ a través de la publicidad. Esto no solo beneficiará a los usuarios con la disponibilidad de contenido, sino también a anunciantes y creadores.

Escrito por Carlos González

Fuente > hollywoodreporter