Amazon está usando paquetes falsos para descubrir qué empleados los roban

Actualidad

Al igual que ocurre en las tiendas tradicionales, el robo de paquetes en pedidos online es un problema al que se enfrentan las empresas, habiendo supuesto una pérdida de 47.000 millones de dólares para las tiendas físicas norteamericanas en 2017. Por ello, Amazon ha tenido una ingeniosa idea para descubrir a los repartidores que roban los paquetes, en una prueba que demuestra claramente cuáles son honestos y cuáles no.

Paquetes falsos: la mejor manera de descubrir a empleados que roban

Está práctica, según afirman fuentes cercanas a la compañía, consiste en crear paquetes falsos que se asignan aleatoriamente a las furgonetas de reparto. Estos paquetes llevan etiquetas falsas, y suelen estar vacíos. En algunas ocasiones le meten algo para engañar al repartidor y hacerle creer que hay algo de valor dentro.

amazon paquetes

Durante las entregas, los repartidores escanean todos los paquetes para llevar un control de cuáles son entregados y cuáles no. Sin embargo, algunos paquetes no quedan correctamente registrados, y al escanearlos pueden mostrar un error. Este error supone que Amazon no tiene manera de saber si ese paquete ha sido entregado, robado o se ha perdido. Estos paquetes falsos están preconfigurados para mostrar un error.

En ese momento, el repartidor tiene dos opciones: llamar al supervisor para informar del problema, y posteriormente llevarlo de vuelta al almacén, o quedárselo. En el caso de que el repartidor decida devolverlo, son inocentes. Si no, son unos ladrones, y por tanto Amazon pasará a despedirlos.

Amazon entrega 5.000 millones de paquetes en todo el mundo a clientes de Prime

Amazon no da cifras de cuánto dinero pierden al año ni de cuantos paquetes se roban. Lo único que sabemos es que el año pasado entregaron 5.000 millones de paquetes en todo el mundo a clientes de Prime. Actualmente están llegando a entregar paquetes dentro de casas o coches de los clientes, lo cual aumenta la seguridad en las entregas y reduce la posibilidad de robo.

Para concienciar a los trabajadores, Amazon también muestra vídeos a sus empleados de otros empleados que han sido cazados robando. La empresa de paquetería estadounidense Shorr elaboró un informe sobre el año pasado, donde realizaron 1.000 encuestas a clientes que habían recibido paquetes con ellos para ver quienes habían sufrido robos. El 31% de los encuestados afirmó haber experimentado robo de paquetes.

Lo que está claro es que la medida de colocar paquetes falsos en las furgonetas de los repartidores funciona. Así lo afirma un antiguo gestor de logística de Amazon, que ha preferido mantenerse en el anonimato para evitar represalias. Él mismo afirma que están pillando a bastantes empleados siendo “deshonestos”.

Escrito por Alberto García

Fuente > Business Insider