Personaliza la privacidad de tu cuenta de Steam para evitar ser «espiado»

Escrito por David Onieva
Software

Seguro que muchos de vosotros en la actualidad hacéis uso de manera habitual de la popular plataforma Steam, servicio de videojuegos que ofrece ventajas tales como unos asequibles precios que pone a nuestra disposición en muchas ocasiones o una enorme cantidad de títulos disponibles.

De hecho los expertos aseguran que una de las principales razones por las que los juegos para la plataforma de PC está viviendo una segunda juventud es precisamente esta, Steam y otros servicios similares. Además hay que tener en cuenta que estas plataformas nos ofrecen la ventaja de poder acceder a miles de juegos, con la posibilidad de comprarlos a unos precios asequibles, de manera inmediata, y todo ello sin tener que movernos del sofá de casa.

Con el paso del tiempo y a medida que Steam ha ido alcanzando una mayor popularidad, como no podía ser de otro modo y a base de actualizaciones que han lanzado sus máximos responsables, las funciones y posibilidades que su cliente nos ofrece han aumentado de manera sustancial. Es por ello que poco a poco este es un cliente que se ha venido convirtiendo en un conglomerado de funcionalidades para lograr que funcione de manera independiente en multitud de modalidades, no solo para comprar y descargar juegos.

Privacidad Steam

Así, cuenta con su propia herramienta a modo de mensajería instantánea o su propio navegador web, entre otras muchas cosas. Es por todo ello que, una vez hayamos descargado e instalado el cliente de Steam, lo más recomendable es crear un usuario propio y al mismo tiempo personalizar la privacidad del mismo en base a nuestras necesidades y preferencias.

Conviene personalizar la privacidad en el cliente de Steam

Para todo ello, una vez hayamos arrancado el cliente de Steam, activamos el modo “Big Picture” pulsando sobre el botón en forma de mando que se encuentra en la esquina superior derecha de la interfaz principal de la aplicación. A continuación pinchamos sobre nuestro usuario personal situado en la esquina superior izquierda de la ventana para pasar a ver en pantalla los artículos que ya hemos adquirido o la actividad reciente de la cuenta. Pues bien, para la tarea que nos ocupa en este caso, seleccionamos “Modificar perfil” en la parte inferior del menú y después pinchamos en “Configuración de privacidad”.

Una vez aquí, veremos que en pantalla podemos configurar parámetros tales como la privacidad general del perfil para seleccionar quien puede tener acceso a la información del mismo, es decir, todo el mundo, solo nuestros amigos, o nadie. Lo mismo tendremos que configurar para los comentarios que nos dejen en nuestra cuenta o para el inventario que hayamos acumulado en el cliente de Steam.

Fuente > ADSLZone