Un juez permitirá saber quién busco el nombre de una víctima en Google

Actualidad

Buscar determinadas cosas en Google puede traernos más de un problema. Eso es lo que no tuvo en cuenta al parecer un estafador en Estados Unidos, en el pueblo de Edina, Minnesota, de unos 50.000 habitantes. Allí, la policía ha recibido la aprobación judicial para analizar las búsquedas que realizó todo el pueblo hace unos meses con el fin de encontrar a un estafador.

Una foto obtenida a través de la búsqueda de Google

La policía y los investigadores han centrado el caso en una foto online de alguien que tiene el mismo nombre que una víctima de estaba. La imagen apareció en un pasaporte utilizado para engañar a una entidad de crédito con el fin de que se transfirieran 28.500 dólares a la cuenta de un hombre en el pueblo de Edina. El pasaporte que incluía la imagen falsa fue enviado por fax a través de un número de teléfono “spoofeado” para simular que era el teléfono real de la víctima.

busqueda-google

Esta imagen falsa aparece en los resultados de Google al buscar el nombre de la víctima, por lo que los investigadores solicitaron a Google ayuda para determinar quién había buscado el nombre de la víctima (nombre de pila Douglas) o alguna variación del mismo entre el pasado 1 de diciembre y el 7 de enero. La imagen no aparecía al realizar la búsqueda en Yahoo o Bing, por lo que los investigadores concluyeron que se usó Google para obtener la fotografía de la víctima, que aparecía en los resultados de Google Imágenes.

Google no quiso inicialmente ofrecer a las autoridades esta información, que fue realizada mediante una citación que, si bien no tiene la firma de un juez, tiene la misma validez que una orden judicial. Por ello, los investigadores tuvieron que recurrir a una orden judicial que obligara a Google a ofrecer todos los datos que tuvieran de quien hubiera realizado esa búsqueda, incluyendo direcciones de email, información de pago, direcciones IP, direcciones MAC, fecha de nacimiento, nombre, etc.

minnesota_warrant

La orden judicial no sólo obliga a Google a compartir estos datos de gente del pueblo que lo hubiera buscado, sino a cualquiera de los Estados Unidos, ya que el estafador podría haber actuado desde fuera o haber usado un VPN para hacerlo. Esto es así a pesar de que en la orden judicial ponga que es sólo aplicable para el pueblo, ya que es un lenguaje formal para determinar su aplicación.

Google luchará la orden judicial

Mientras, Google ha sugerido que va a luchar contra la orden judicial y no tener que ofrecer estos datos a las autoridades, con el fin de no sentar un precedente con este caso, pues más autoridades harían uso de este método para intentar obtener identidades de posibles usuarios.

La política de Google es luchar todo lo posible cuando alguien solicita datos de sus usuarios. Los datos que ofrece actualmente a terceros son siempre anonimizados, de manera que no puedan ser relacionados con nosotros. El problema es que a través de técnicas como fingerprinting, es posible intuir o incluso identificar a un usuario por los sitios que visita y su forma de navegar.

Escrito por Alberto García

Fuente > Ars

Continúa leyendo
  • Cantaor de flamenco

    Para buscar cosas comprometidas (por ejemplo si os entra la curiosidad por saber cómo esconder un cuerpo y que las autoridades no lo encuentren) mejor usar buscadores que no rastrean ni guardan el historial de búsquedas como duckduckgo.

  • nova6k0

    Es decir que por un posible sospechoso, viola la privacidad de todo un pueblo… interesante.

    Salu2

  • Ferbeneno

    y todo por un estafador pendejo que usó google nos jodemos todos. jajaja aparte de estafador idiota para ocultarce