Cómo comprimir y convertir vídeos 4K UHD a otros formatos

Escrito por David Valero
Televisión

Las televisiones UHD y los contenidos en ultra alta definición empiezan a popularizarse y debido a la calidad de este nuevo formato, resulta útil saber cómo podemos comprimir los vídeos 4K para que ocupen menos espacio en nuestro ordenador o unidades de memoria portátiles. Hoy os enseñamos cómo podemos reducir el peso de un vídeo 4K sin quedar lastrados por la pérdida de calidad.

La resolución 4K (4096 x 2160) es un formato al que le ha costado arrancar, debido al elevado precio que tienen todavía las televisiones inteligentes y los monitores con los que disfrutar al máximo este tipo de contenidos. Además el retraso en la llegada de las nuevas películas Blu-Ray UHD a España ha propiciado que el despegue sea algo más lento de lo previsto, pero cada vez son más los contenidos disponibles en esta resolución.

Para comprimir o convertir un vídeo 4K, lo primero es contar con un equipo que aguante esta carga de trabajo (mínimo 4 GB de RAM y procesador  y GPU a la altura). Si nuestro ordenador no nos da problemas en este sentido, entonces podemos echar mano de un programa como WinX HD video Converter Deluxe que podéis bajar gratis aquí, el cual permitirá convertir archivos tanto 4K como 8K en otros formatos más ligeros. Lo mejor de este software es que soporta más de 320 códecs de vídeo y 50 de audio, pero además es capaz de procesar el archivo en un tiempo inferior a otras opciones del mercado sin errores de saltos o retardos en la imagen y el sonido.

conversor 4k youtube

Convierte los vídeos 4K directamente desde YouTube

Una vez instalado, una de sus funciones más útiles (además de cargar un vídeo que tengamos en nuestro PC) es que podemos acceder desde el menú principal a la carga de vídeos 4K directamente desde YouTube, y tras copiar la dirección del portal de vídeos y analizarlo, podemos seleccionar la resolución que queremos obtener y el formato del archivo.

También será posible escoger un ratio de imagen para adaptarlo a nuestro televisor o monitor (3:2, 4:3 o 16:9) o bien mantener el original del propio vídeo. Una vez comience el proceso, el vídeo se descargará a nuestro equipo, algo cuyo tiempo dependerá de la velocidad de conexión a Internet que tengamos contratada.  Y por supuesto también es posible detener el proceso en cualquier momento. Cuando se haya completado, ya podemos contar con el vídeo 4K comprimido para poder llevarlo a cualquier parte en un disco duro externo, USB o dispositivo móvil.

Quizá te interese…

Toda la nueva gama de televisores UHD de Philips será compatible con HDR

HDR, 4K y UHD: lo que debes saber si vas a comprar una tele en 2016

Probada con éxito la TDT en UHD

Fuente > WinX DVD

Continúa leyendo
Comentarios
2 comentarios
  1. gabi92
    Usuario no registrado
    14 May, 16 12:51 am

    ¿También servirá para RealUHD (7680×4320 23.2)?

  2. adsdf
    Usuario no registrado
    14 May, 16 10:11 am

    Con handbrake. Es software libre.