ONO Móvil puede tener los días contados como OMV

Hasta ahora, el operador móvil virtual de la cableoperadora ONO opera utilizando la red de Telefónica, pero tras la adquisición de la cablera por parte de Vodafone, el futuro de este operador presenta algunas  incertidumbres. El contrato con Movistar finaliza en 2015 y puede dar comienzo a la gran migración de clientes.

Ono Móvil comenzó su andadura en el mercado bajo el nombre de Ono io y desde el primer momento ha venido usando las infraestructuras de Telefónica. Es por ello que a raíz de su compra por Vodafone, una de las primeras cosas que cruzaron la mente de los usuarios era saber que operadora les iba a ofrecer cobertura, ya que lo lógico era pensar que en algún momento se migraría a las redes de la operadora británica. La respuesta no se hizo esperar ya que se confirmó que al menos hasta nuevo aviso, Movistar sería la encargada de seguir ofreciendo cobertura tal y como estipulaba el vigente acuerdo entre Cableuropa y la operadora de Telefónica.

El contrato de Ono móvil con Movistar expira en 2015

Aunque las nuevas altas y portabilidades que se están llevando a cabo ya han pasado a formar parte de la base de clientes de Vodafone, no ocurre lo mismo con los clientes que continúan usando los servicios del OMV. Y así podría continuar siendo durante al menos unos meses más, ya que el acuerdo que vincula a Ono Móvil con Movistar finaliza el año que viene. Ese sería el instante idóneo para que Vodafone pueda llevar a cabo la migración de usuarios a su cartera de clientes sin tener que indemnizar a Movistar por realizar esta acción antes de que expirase el plazo.

Full length of young men and women holding cellphone

Las razones de esta actitud serían sencillas ya que efectuar la migración previamente a la finalización del contrato supondría para Vodafone tener que abonar una indemnización que rondaría los 1,1 millones de euros. Por si fuera poco, el proceso requiere del diseño de una estrategia comercial global con el objetivo de evitar la fuga de clientes hacia otras operadoras. Así pues, no parece extraño que desde Vodafone se quiera esperar a que acabe 2014 antes de mover ficha.

Vodafone contaba en Marzo del presente año con el 23,2% del mercado de telefonía móvil en España, una cuota considerable aunque los últimos datos de portabilidades conocidos, la operadora británica se ha dejado más de 280.000 usuarios netos en lo que llevamos de año. La cartera de clientes de Ono Móvil es de algo más de un millón de usuarios, lo que conseguiría ampliar la cuota de mercado de Vodafone al 25,3%. Hay que esperar a ver como se desarrollan los acontecimientos para conocer como queda configurado el sector de la telefonía móvil en nuestros país.