Sigue utilizando Windows XP en cualquier sistema operativo con VirtualBox

Con el fin del soporte de Windows XP podemos arriesgar la seguridad de nuestro ordenador si decidimos seguir utilizando el sistema operativo de Microsoft. De todas formas, en algunos casos puede ser hasta necesario utilizar Windows XP. A continuación os contamos cómo poder seguir utilizando XP con VirtualBox.

El 8 de abril ha llegado y con él se ha acabado el soporte de Windows XP. Por tanto, si no somos un gobierno como el de Reino Unido u Holanda, tendremos que elegir entre seguir con el sistema operativo de Microsoft sin tener soporte de seguridad, actualizar a una versión más actual de Windows o cambiar a otro sistema operativo que no sea Windows. Como os hemos contado, existen varias alternativas para poder sustituir el sistema operativo obsoleto de los de Redmond. Podemos optar por actualizar directamente a Windows 8.1 o Windows 7, instalar alguna distribución de Linux o adquirir un Mac o un Chromebook por ejemplo. Aunque por otro lado, en el caso de quieras o necesites seguir utilizando Windows XP para utilizar una aplicación solo compatible con este sistema y has decidido utilizar alguna de las alternativas, existe la opción de instalar una máquina virtual en la que se pueden instalar varios sistemas operativos, entre ellos Windows XP. Os vamos a contar cómo podéis hacerlo con VirtualBox siguiendo 3 pasos más 1 adicional.

(La instalación se ha hecho desde Windows 7, pero es similar en cualquiera de los sistemas operativos soportados)

VirtualBox

VirtualBox es un software de virtualización gratuito de código abierto de la empresa Oracle para arquitecturas x86 y AMD64/Intel64 enfocado hacia el uso empresarial y particular. Con este programa podemos instalar sistemas operativos adicionales dentro de un sistema anfitrión. Como sistema anfitrión soporta varias versiones de Windows, Linux, Macintosh y Solaris, y como sistemas invitados soporta un gran número de sistemas operativos como, por ejemplo, Windows (desde NT 4.0 a Windows 8), Linux o Solaris. La última versión disponible es la 4.3.1.0.

1. Descarga e instalación de VirtualBox

Lo primero que debemos hacer es descargar el archivo de instalación correspondiente a nuestro sistema operativo desde la página de descargas de la web de VirtualBox. Una vez descargado ejecutamos la aplicación para instalar el software en sí y pinchamos en Next. En la siguiente ventana podemos elegir la ubicación de la instalación y las funciones a instalar. Lo recomendable es dejar esta configuración como estar y seguir hacia delante.

paso1-1

A continuación podemos seleccionar si queremos crear accesos directos al escritorio o en la barra de inicio, o asociar los archivos de registro al programa. Pinchamos en Next y antes de iniciarse la instalación nos advierte de que nuestra conexión de Internet se va a reiniciar. Pulsamos en Yes y después en Install y el proceso de instalación comenzará.

paso1-2

Durante la instalación nos saldrán varias ventanas preguntándonos si queremos instalar distintos componentes del software. Damos todas las veces a hasta que se acaba la instalación. En la última ventana, si dejamos marcada la opción Start Oracle VM VirtualBox after installation se iniciará el programa directamente.

paso1-3

2. Creación de la máquina virtual

En el segundo paso lo que vamos a hacer es crear la máquina virtual propiamente dicha. Para ello lo primero que hacemos es pinchar en Nueva y se nos abrirá el asistente de creación donde tenemos que escribir el nombre de la máquina, el tipo de sistema y la versión.

paso2-1

En este caso, como nombre podemos poner Windows XP Virtual, escogemos como tipo de sistema Microsoft Windows y la versión XP que nos interese, ya sea 32 o 64 bits, y le damos a Next.

paso2-2

A continuación debemos seleccionar el tamaño de memoria. El propio asistente nos selecciona el tamaño recomendado, por tanto lo dejamos así. Igualmente, el siguiente paso nos pide seleccionar el tamaño asignado para el disco duro. Lo recomendable es dejar lo que asigna el programa o seleccionar un valor mayor, pero en ningún caso el valor debe ser inferior. Pinchamos en Crear y ahora nos sale otro asistente para seguir configurando la unidad de disco duro. Lo ideal es dejar las cosas como están, aunque si queremos tenemos varias opciones por si queremos utilizar otro software de virtualización a la vez.

paso2-3

Por tanto, por defecto elegimos tipo VDI, archivo reservado dinámicamente y la ubicación predeterminada, salvo que queramos modificarla. Al pinchar de nuevo en Crear, tendremos la máquina virtual lista para instalar el sistema operativo virtual deseado, en este caso Windows XP. Si todo va bien tendríamos que ver algo tal que así:

paso3-1

3. Instalación de Windows XP Virtual

Por último, solo nos queda la instalación del sistema operativo virtual. Antes de empezar, debemos configurar la unidad de DVD donde vamos a introducir el disco de instalación de Windows XP. Para ello pinchamos en Configuración y aquí primero le damos a Almacenamiento, seleccionamos Vacío y a la derecha en Atributos, en el desplegable, elegimos la unidad de disco donde tengamos el DVD o si tenemos una imagen ISO le damos a Seleccionar un archivo de disco virtual CD/DVD.

paso3-2

Una vez introducido el disco de Windows XP o seleccionada la imagen ISO, pinchamos en Iniciar y dará comienzo la instalación típica de Windows XP. A continuación, lo único que tenemos que hacer es instalar el sistema operativo igual que si lo instalásemos en un ordenador, por lo que damos a Intro y seguimos las instrucciones que nos vayan saliendo. Una vez que acaba el proceso de instalación ya tendremos listo nuestro Windows XP Virtual. Si queremos podemos dejarlo así o hacer un paso adicional que os contamos a continuación.

paso3-3

Paso adicional: Instalar Guest Additions

Es recomendable instalar las Guest Additions para que el funcionamiento del sistema operativo virtual sea el mejor posible. Las Guest Additions son un conjunto de aplicaciones y drivers de VirtualBox que mejoran el rendimiento y, por ejemplo, nos permite cambiar la resolución de pantalla de Windows XP para poder ver la imagen a pantalla completa. Otras opciones interesantes son las de portapapeles compartido, la cual nos permite copiar y pegar contenido entre el sistema virtual y real, o la interacción entre puertos USB, entre otras características. Para instalar las Guest Additions, debemos de iniciar el sistema operativo virtual y en el menú de arriba, en Dispositivos, seleccionamos Insertar imagen de CD de las Guest Additions. Al pinchar se iniciará el asistente y simplemente seguimos los pasos que nos indica sin hacer ninguna configuración extra.

paso4-1

Durante la instalación nos pueden saltar avisos de compatibilidad, a los que obviaremos pinchando en Continuar hasta que finalice la instalación. Reiniciamos el sistema virtual y listo, si ha salido todo bien al elegir la vista en pantalla completa debería de ocupar toda nuestra pantalla.

paso4-2